¿Habria existido la saga Alien, si Ridley Scott hubiera dejado el final original en la película de 1979? Les sorprenderá conocer el tenebroso desenlace.

¿Qué habría pasado si James Cameron no nos hubiera entregado Aliens: El regreso en 1986? Todos sabemos que Alien de 1979 es una joya de la ciencia ficción y el horror… pero Aliens marcó un antes y un después en el género también, y aunque no podemos decir lo mismo de las películas que vinieron después (incluyendo Prometeo), la saga estuvo a punto de morir allí… en el espacio silencioso dentro del módulo de escape de la Nostromo.

38 años después de que Alien estuvo en cines, el director Ridley Scott hizo una asombrosa confesión a EW sobre el final que él tenía pensado originalmente: “Pensé que el alien se acercaría en la escena dinal, y Ripley lo arponea, pero no marca ninguna diferencia, así que rompe su casco con su mandíbula y le atraviesa la cabeza”. Algo como lo que pueden ver en la siguiente ilustración realizada por Robert Sammelin:

Scott describe que la escena cambiaría a los tentáculos del alien presionando botones en el tablero. “Imitaría al Capitán Dallas, diciendo: ‘Voy a desconectarme’”, concluyó.

¿Sería que Scott pensó en el último momento que era mejor dejar a Ellen Ripley como heroína, durmiéndose con su gato Jones en hipersueño profundo? ¡Claro que no! “El primer ejecutivo de Fox arribó antes de 14 horas, amenazándome con despedirme allí mismo”, rio Scott. “Así que no hicimos ese final”.

¿Se imaginan ese final? ¡Quizás Sigourney Weaver no habría llegado tan lejos en su carrera!

Pero, tras el reciente easter egg revelado en uno de los spots de Alien: Covenant… quizás un final más siniestro le aguarde a la Dra. Elizabeth Shawn interpretada por Noomi Rapace. Eso lo sabremos el 19 de mayo de 2017.