El director ya colaboró con los Duffer en Wayward Pines.

Stranger Things fue una de las series más aclamadas del 2016, al rescatar numerosos elementos del cine ochentero para explorar la historia de un poblado acechado por una misteriosa criatura, defendido por un grupo de valerosos niños y apoyados por una singular aliada.

La serie cosechó todo tipo de aficionados que incluyen a los pequeños sedientos de aventuras, los nostálgicos que disfrutamos todas sus referencias y uno que otro realizador. M. Night Shyamalan es buen ejemplo, pues además de su admiración, aprovechó su buena relación con Ross y Matt Duffer para pedirles un pequeño favor (vía):

“Mis chicos que hacen Stranger Things, hicieron Wayward Pines para mí. Pasaron por mi casa y pensé ‘bueno, podrían contratarme otra vez‘.”

Aunque Shyamalan es bien conocido por su trabajo cinematográfico, pocos recuerdan que también tiene experiencia en televisión: escribió dos capítulos de After Hours, dirigió un episodio de Wayward Pines y actualmente desarrolla una renovada versión de Tales from the Crypt.

A pesar de su trayectoria, la petición ya es vista con recelo por los aficionados que respetan al director de El sexto sentido y Unbreakable, temen al de La dama del agua y Después de la Tierra y dudan sobre el responsable de Los huéspedes y Fragmentado. La incertidumbre incrementa cuando recordamos que el creativo tiene buenas posibilidades de incorporarse al proyecto tras colaborar directamente con los Duffer en la mencionada Wayward Pines.

¿Le darían una oportunidad? Aunque muchos dudarán con la respuesta, valdría la pena recordar que los nuevos episodios serán escritos exclusivamente por los Duffer y la experiencia de un director cinemaotgráfico como Shyamalan podría ser importante para una segunda temporada que promete ser más grande y obscura.

La segunda temporada de Stranger Things estrenará en 2017.